La Noche de los Óscar

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Raskolnikov el Mar 04 Mar 2014, 10:35

Fenix escribió:Todo parecido con la realidad, es totalmente opuesto.

¡¡Qué mal concepto tienes de mi!!

¡¡Bandido!! cómo te pille, te vas a enterar.

Era broma Very Happy... menos mal que no te pareces!

Phoskito escribió:Es que Sostres es más de....bueno, ya me entiendes...


Desto?

avatar
Raskolnikov

Mensajes : 4195
Fecha de inscripción : 28/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  campanilla el Mar 04 Mar 2014, 10:41

Confieso que no me gusta Blanchett, puedo soportarla, pero me irrita.

campanilla

Mensajes : 1000
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Raskolnikov el Mar 04 Mar 2014, 10:44

Es de una belleza,... difícil, complicada cuanto menos.
avatar
Raskolnikov

Mensajes : 4195
Fecha de inscripción : 28/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Phoskito el Mar 04 Mar 2014, 10:46

campanilla escribió:Confieso que no me gusta Blanchett, puedo soportarla, pero me irrita.

A ella tampoco

avatar
Phoskito

Mensajes : 1014
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Raskolnikov el Mar 04 Mar 2014, 10:47

La roberts es insoportaibol..... por suerte ya no hace cine (creo...)
avatar
Raskolnikov

Mensajes : 4195
Fecha de inscripción : 28/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  campanilla el Mar 04 Mar 2014, 11:44

Phoskito escribió:
campanilla escribió:Confieso que no me gusta Blanchett, puedo soportarla, pero me irrita.

A ella tampoco


¿Qué pasó con estas dos? No me entero.  Question 

campanilla

Mensajes : 1000
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Phoskito el Mar 04 Mar 2014, 11:52

Se supone que el otro es un actor, no sé quién, pero le han hecho photoshop y le han puesto la cara de la Roberts.

Hasta los perros se asustan con la Roberts

avatar
Phoskito

Mensajes : 1014
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  campanilla el Mar 04 Mar 2014, 12:24

Phoskito escribió:Se supone que el otro es un actor, no sé quién, pero le han hecho photoshop y le han puesto la cara de la Roberts.

Hasta los perros se asustan con la Roberts


Jajaja, no me había fijado en el gif, estaba pensando en el tema de los Oscars, algo que ha pasado entre ellas, lágrimas, recados o qué sé yo.

Anda, pues a mí me gusta la Roberts, si fuera chico sería un enamorator de ella.  I love you 


campanilla

Mensajes : 1000
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Fina el Mar 04 Mar 2014, 12:38

Campi, las mujeres que gustan a las mujeres no les suelen gustar a ellos
avatar
Fina

Mensajes : 1496
Fecha de inscripción : 27/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  campanilla el Mar 04 Mar 2014, 12:40

Fina escribió:Campi, las mujeres que gustan a las mujeres no les suelen gustar a ellos

Ahora me empiezan a cuadrar muchas cosas.  Laughing Laughing Laughing Laughing 

campanilla

Mensajes : 1000
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  campanilla el Mar 04 Mar 2014, 12:49

Por cierto, existe una especie de adoración colectiva por Lupita. ¿Es que nadie ha visto el canalillo de chulo-gimnasio que lució la pobre?  Shocked 

Y qué decir de nuestra Pataki, exhibiendo pecho y bombo como una arrabalera. Qué poca clase. La misma que Pe, saludando cual pescadera en el mercado. Eso sí, su vestido era precioso.  I love you 


campanilla

Mensajes : 1000
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Murphy el Mar 04 Mar 2014, 12:55

Creo que Sostres puso verde a la película, no a Blanchett:


Cate Blanchett es una actriz considerable pero su papel en Blue Jasmine es deprimente, tan deprimente como la película, sórdida y antiestética, y que no aporta nada nuevo. En contra de lo que algunos resentidos sociales han querido entender, la última película de Woody Allen no es en absoluto profunda ni ninguna explicación de la clase alta o de la alta sociedad. Se trata de una obra banal, superficial y estúpida; esquemática hasta la vergüenza ajena, maniquea, y una elegancia interpretativa como la de Blanchet acaba reducida a los clichés de una prostituta.

Los ricos no son culpables, ni el señor Allen puede hablar en tercera persona de ellos. Me gusta a veces su sentido del humor, su mala leche sin piedad, su sentido de la verticalidad cuando prescinde lo dogmático y acude furioso al señuelo de la verdad. Pero cuando da lecciones hace el ridículo y un hombre que hace una película al año tendría que comprender que ni es ni puede ser ajeno a la horterada.

Los ricos son el motor del mundo, de la economía y de las sociedades. Sin ricos no hay prosperidad y los pobres dejan de serlo precisamente cuando un rico les ofrece trabajo. La caricaturización que Woody Allen hace de las grandes fortunas es como mínimo cínica porque yo le he visto gastarse el dinero como un despreciable nuevo rico. Y eso que en Interiors demostró tener un exquisito buen gusto.

Blue Jasmine es una película vulgar y un retrato vulgar de la clase alta. Cate Blanchett es un saco de prejuicios y de tópicos, y el señor Allen tendría que avergonzarse de ser tan simple y tan absurdo.

Si le dan un Oscar será una concesión. Una concesión más que Hollywood hace, como una limosna, al inacabable mundo de los resentidos.


http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/guantanamo/2014/03/01/blue-jasmine.html
avatar
Murphy

Mensajes : 3647
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Murphy el Mar 04 Mar 2014, 12:57

Sostres me gusta mucho. La gente que sabe reírse de sí misma tiene mucho ganado conmigo.

Gordo.


He engordado como un cerdo. Para el goce de mis detractores diré que ya estoy a punto de matar. Me siento profundamente incómodo con mis muchos, demasiados quilos de más. Incómodo porque hasta me resulta difícil atarme los cordones de los zapatos, incómodo porque toda la ropa me empieza a quedar justa, incómodo porque la papada me molesta cuando bajo ligeramente la cabeza para mirar la televisión, incómodo porque ronco como una bestia y el ruido de mi propio ronquido me despierta; e incómodo porque me miro al espejo y me veo hecho un cerdo, un cerdo a punto de matar o de estallar. De tan mal que me tiene que ver, mi mujer ya ha pasado a la fase de no recriminarme nada. Simplemente me besa y me abraza y me pregunta si estoy bien.

Cada noche me acuesto con el firme propósito de empezar a enmendarme a partir del día siguiente y cada mañana me veo comiendo absurdamente, llevado por la ansiedad que me provoca estar tan pasado de peso y tan incómodo. Y las cosas no hacen más que empeorar.

En mi defensa diré que ningún gramo de este exceso ha sido vulgar, ni de baja calidad, ni de estilo escaso. Las viandas han sido excepcionales y el whisky siempre de malta. También puedo decir que las conversaciones fueron siempre muy agradables, que la amistad fluyó, y la esperanza. La celebración de la vida, con agradecimiento y alegría, ha sido constante, y eso yo creo que también es importante, y que también cuenta, aunque de otro modo, y en otro cómputo.

Pero poco importan estos y más detalles cuando ante la menor maniobra me falta el aire, cuando en cualquier postura me siento incómodo, cuando quiero parar y no puedo, cuando llego al final de otro día en que he fracasado en mi propósito y me encuentro todavía peor que el día anterior. Peor por el peso del cuerpo y peor por el peso, moral, de la poca preponderancia que en este asunto está teniendo mi fuerza de voluntad.

Me pregunto cuántas veces la angustia que nos provoca estar fracasando nos lleva a tomar decisiones que nos hacen fracasar todavía más. Me pregunto cuántos oscuros pozos no habríamos tenido que frecuentar si al detectar el peligro hubiéramos conservado la serenidad y hubiéramos actuado del modo razonable con que damos despacho a los demás aspectos de nuestra cotidianidad.

Más allá de que yo nunca voy a estar delgaducho, porque no es mi constitución ni mi objetivo; más allá de que la gastronomía es la forma artística que más me interesa y motiva, y que no pienso renunciar a ella; y más allá de las longitudinales sobremesas con los amigos que tanto hay que agradecer a Dios, y en las que tanto le agradecemos la vida; hace días que me doy cuenta de que algo de mí conspira contra mí mismo, que la situación empeora por la inquietud que me produce el propio disgusto y estoy compitiendo, fundamentalmente, contra mi parte sombría.

¿No es casi siempre así? Salvo en casos de muy calamitoso infortunio, ¿no hay siempre una parte de nosotros que es la que más poderosamente nos empuja al abismo?

También tengo que reconocer, avergonzado, que la incomodidad y la decepción han excitado mi irascibilidad. Me irrito con una gran facilidad, he perdido la paciencia, me temo que me he vuelto un poco maleducado y caigo en discusiones completamente innecesarias con personas a las que adoro. Cuando estoy en forma no soy tan torpe, y elijo yo las peleas en las que me meto, que nunca son con mi esposa o mis amigos. Estoy claramente descompensado. Días de vivir a traspié, con la puñetera sensación de llegar siempre tarde.

He engordado como un cerdo y podría buscar decenas de excusas. Podría primero decir que no me importa estar tan gordo, y entretenerles con la retórica de la buena vida, con la metáfora del exceso, con el desprecio al cuerpo y todo ese argumentario que tan bien conozco, porque tantas veces lo he practicado.

Una vez asumido el problema, y el malestar, podría culpar a mi trabajo, a la necesidad que tengo cada semana de almorzar o cenar con personas que puedan explicarme cosas para que yo luego pueda escribirlas. Podría culpar a mis amigos, y a su insistencia en verme. Y ya puestos a culpar a todo el mundo podría culparme también a mí diciendo: "es que yo soy así, qué le vamos a hacer".

Nadie que no sea yo tiene la culpa de mi sobrepeso, ni de mi fracaso. Ni los grandes restaurantes, ni mis buenos amigos, ni mi maravilloso trabajo. Ni siquiera que "yo sea así", me puede librar de mi evidente responsabilidad, porque yo no soy "así", ni nadie es "así" y todos podemos y tenemos que esforzarnos para mejorar.

Cuando estás gordo, a punto de matar, es bueno mirarte en el espejo. Desnudo y detenidamente, sin ninguna prisa. Y asignar a cada pliegue de grasa y carne una debilidad y una culpa. Hay que denunciarse, hay que poder ver dónde hemos llegado. Comprender el drama para entender que no tenemos más remedio que reaccionar.

He engordado como un cerdo y creo que mi mujer y mi hija esperan algo más de mí, algo más serio, a ser posible, que acabar estallando de frustración y de incapacidad.
avatar
Murphy

Mensajes : 3647
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Miss el Mar 04 Mar 2014, 13:31

campanilla escribió:Por cierto, existe una especie de adoración colectiva por Lupita. ¿Es que nadie ha visto el canalillo de chulo-gimnasio que lució la pobre?  Shocked 

Comprendí que esta chica iba a ser venerada desde que vi la primera escena de la peli. Está claro que el sector machoman queda hechizado, su neurona no responde a otros estímulos, ni establece demasiados criterios cuando ve a una mujer subirse encima de un tío y pedirle guerra.
avatar
Miss

Mensajes : 864
Fecha de inscripción : 25/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Miss el Mar 04 Mar 2014, 14:54

Murphy escribió:Sostres:

(...) incómodo porque ronco como una bestia y el ruido de mi propio ronquido me despierta

A ver en qué quedamos:

http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/guantanamo/2013/05/26/nuestros-ronquidos.html

Por otra parte la Naturaleza es muchas veces tan sabia...que le ha dado una hija y este impresentable va a sufrir lo que no está en los escritos.

avatar
Miss

Mensajes : 864
Fecha de inscripción : 25/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Fina el Mar 04 Mar 2014, 14:58

Pues sí. Qué haría el cerdo a punto de matar cuando otro cerdo repitiera sus mismas palabras mirando fíjamente la tensión de la carne de su hija?

avatar
Fina

Mensajes : 1496
Fecha de inscripción : 27/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Isadora el Mar 04 Mar 2014, 18:54

Murphy escribió:Sostres me gusta mucho. La gente que sabe reírse de sí misma tiene mucho ganado conmigo.

Gordo.


He engordado como un cerdo. Para el goce de mis detractores diré que ya estoy a punto de matar. Me siento profundamente incómodo con mis muchos, demasiados quilos de más. Incómodo porque hasta me resulta difícil atarme los cordones de los zapatos, incómodo porque toda la ropa me empieza a quedar justa, incómodo porque la papada me molesta cuando bajo ligeramente la cabeza para mirar la televisión, incómodo porque ronco como una bestia y el ruido de mi propio ronquido me despierta; e incómodo porque me miro al espejo y me veo hecho un cerdo, un cerdo a punto de matar o de estallar. De tan mal que me tiene que ver, mi mujer ya ha pasado a la fase de no recriminarme nada. Simplemente me besa y me abraza y me pregunta si estoy bien.

Cada noche me acuesto con el firme propósito de empezar a enmendarme a partir del día siguiente y cada mañana me veo comiendo absurdamente, llevado por la ansiedad que me provoca estar tan pasado de peso y tan incómodo. Y las cosas no hacen más que empeorar.

En mi defensa diré que ningún gramo de este exceso ha sido vulgar, ni de baja calidad, ni de estilo escaso. Las viandas han sido excepcionales y el whisky siempre de malta. También puedo decir que las conversaciones fueron siempre muy agradables, que la amistad fluyó, y la esperanza. La celebración de la vida, con agradecimiento y alegría, ha sido constante, y eso yo creo que también es importante, y que también cuenta, aunque de otro modo, y en otro cómputo.

Pero poco importan estos y más detalles cuando ante la menor maniobra me falta el aire, cuando en cualquier postura me siento incómodo, cuando quiero parar y no puedo, cuando llego al final de otro día en que he fracasado en mi propósito y me encuentro todavía peor que el día anterior. Peor por el peso del cuerpo y peor por el peso, moral, de la poca preponderancia que en este asunto está teniendo mi fuerza de voluntad.

Me pregunto cuántas veces la angustia que nos provoca estar fracasando nos lleva a tomar decisiones que nos hacen fracasar todavía más. Me pregunto cuántos oscuros pozos no habríamos tenido que frecuentar si al detectar el peligro hubiéramos conservado la serenidad y hubiéramos actuado del modo razonable con que damos despacho a los demás aspectos de nuestra cotidianidad.

Más allá de que yo nunca voy a estar delgaducho, porque no es mi constitución ni mi objetivo; más allá de que la gastronomía es la forma artística que más me interesa y motiva, y que no pienso renunciar a ella; y más allá de las longitudinales sobremesas con los amigos que tanto hay que agradecer a Dios, y en las que tanto le agradecemos la vida; hace días que me doy cuenta de que algo de mí conspira contra mí mismo, que la situación empeora por la inquietud que me produce el propio disgusto y estoy compitiendo, fundamentalmente, contra mi parte sombría.

¿No es casi siempre así? Salvo en casos de muy calamitoso infortunio, ¿no hay siempre una parte de nosotros que es la que más poderosamente nos empuja al abismo?

También tengo que reconocer, avergonzado, que la incomodidad y la decepción han excitado mi irascibilidad. Me irrito con una gran facilidad, he perdido la paciencia, me temo que me he vuelto un poco maleducado y caigo en discusiones completamente innecesarias con personas a las que adoro. Cuando estoy en forma no soy tan torpe, y elijo yo las peleas en las que me meto, que nunca son con mi esposa o mis amigos. Estoy claramente descompensado. Días de vivir a traspié, con la puñetera sensación de llegar siempre tarde.

He engordado como un cerdo y podría buscar decenas de excusas. Podría primero decir que no me importa estar tan gordo, y entretenerles con la retórica de la buena vida, con la metáfora del exceso, con el desprecio al cuerpo y todo ese argumentario que tan bien conozco, porque tantas veces lo he practicado.

Una vez asumido el problema, y el malestar, podría culpar a mi trabajo, a la necesidad que tengo cada semana de almorzar o cenar con personas que puedan explicarme cosas para que yo luego pueda escribirlas. Podría culpar a mis amigos, y a su insistencia en verme. Y ya puestos a culpar a todo el mundo podría culparme también a mí diciendo: "es que yo soy así, qué le vamos a hacer".

Nadie que no sea yo tiene la culpa de mi sobrepeso, ni de mi fracaso. Ni los grandes restaurantes, ni mis buenos amigos, ni mi maravilloso trabajo. Ni siquiera que "yo sea así", me puede librar de mi evidente responsabilidad, porque yo no soy "así", ni nadie es "así" y todos podemos y tenemos que esforzarnos para mejorar.

Cuando estás gordo, a punto de matar, es bueno mirarte en el espejo. Desnudo y detenidamente, sin ninguna prisa. Y asignar a cada pliegue de grasa y carne una debilidad y una culpa. Hay que denunciarse, hay que poder ver dónde hemos llegado. Comprender el drama para entender que no tenemos más remedio que reaccionar.

He engordado como un cerdo y creo que mi mujer y mi hija esperan algo más de mí, algo más serio, a ser posible, que acabar estallando de frustración y de incapacidad.

No le veo reirse, le veo entonar un mea culpa que cuidadín si no coge el flagelo de 7 puntas (antes de dejar el comercio y el bebercio, seguro )
avatar
Isadora

Mensajes : 2333
Fecha de inscripción : 25/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Murphy el Mar 04 Mar 2014, 19:00

Tienes razón, no se ríe de sí mismo, se flagela lo suyo.
avatar
Murphy

Mensajes : 3647
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Fenix el Mar 04 Mar 2014, 19:47

Qué bueno es, de vez en cuando, hacer autocensura.

Seguro que nos corregíamos muchísimo y nos sentiríamos mejor con nostr@s mism@s.




Fenix

Mensajes : 350
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  jordi el Mar 04 Mar 2014, 20:02

¿A Sosters le han concedido un Óscar o asaltó al chico de las pizzas cuando iba a la ceremonia?

Por cierto que Hollywood está adquiriendo unos tintes peroflautistas titiriteros...
avatar
jordi

Mensajes : 1895
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Fenix el Mar 04 Mar 2014, 23:26

Desde luego, cada vez se va pareciendo más a los Goya.

¡¡qué pena, con lo que fue!!

Ya no envuelve el glamour a la fiesta. Allí todo el mundo, comiendo pizza y enseñando las tripas ¡¡qué espectáculo!!

¡¡Que horterada, señor!!

Fenix

Mensajes : 350
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Raskolnikov el Mar 04 Mar 2014, 23:49

Todo evoluciona y la gente se va muriendo... y otros van llegando... eso pasa. Smile
avatar
Raskolnikov

Mensajes : 4195
Fecha de inscripción : 28/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Fenix el Mar 04 Mar 2014, 23:57

Jejeje, Pues nada.... ¡¡Vamos todos a la deriva!!

Las formas son las formas y, la clase; se nace con ella.

Precisamente, con la experiencia que han adquirido a lo largo de los años, deberían cuidar lo que les hizo ser distntos.

¡¡Porca miseria!!

Fenix

Mensajes : 350
Fecha de inscripción : 26/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Raskolnikov el Miér 05 Mar 2014, 00:27

Pedid a Medi que (con mucho cuidado) corte el hilo de los oscars donde proceda y cree el nuevo...
avatar
Raskolnikov

Mensajes : 4195
Fecha de inscripción : 28/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Miss el Miér 05 Mar 2014, 08:12

No me parece que haya que andar molestando a Medi cada dos por tres con cosas así de nimias. Ya somos mayorcitos para necesitar a todas horas una Administración intervencionista.

avatar
Miss

Mensajes : 864
Fecha de inscripción : 25/02/2014

Volver arriba Ir abajo

Re: La Noche de los Óscar

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 2 de 3. Precedente  1, 2, 3  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.